Guía de Poda | ¿Cómo podar? ¿Que tipos de podas hay?

Uno de los cuidados que debemos darle a todas nuestras plantas y árboles es la poda, y este no es solo un cuidado estético, sino que ayuda a preservar la salud de las plantas, mejorar su desarrollo, así como prevenir que las áreas dañadas se expandan aún más.

¿Qué es la poda?

Dicho de forma simple, la poda consiste en cortar o eliminar ciertas partes de una planta, árbol o arbusto para modificar su crecimiento natural; existen diferentes tipos de poda y el objetivo de la poda es el que determina el tipo de poda a utilizar.

cómo-podar-paso a paso

¿Cuál es el objetivo de la poda?

La poda se puede realizar con diferentes objetivos en mente, y según cuál sea el propósito, necesitarás implementar un tipo de poda u otro. Las razones para podar una planta, árbol u arbusto más comunes son:

  • Para retirar partes dañadas de la planta, ya que algunas plantas, más aún luego del invierno, suelen presentar daños en sus ramificaciones.
  • Mejorar la circulación de aire y la luminosidad en la copa, ya que, en ciertos casos, algunos árboles o plantas suelen recibir más luz y aire en las áreas más externas, dejando las partes más internas con poca iluminación.
  • Mejorar las condiciones de las ramas para que puedan soportar el peso de las frutas.
  • Promover el crecimiento y rejuvenecimiento de las plantas.
  • Controlar el tamaño de algunas plantas ornamentales para que estas no crezcan mucho y puedan seguir manteniéndose en interiores.
  • Dar y mantener la forma de las plantas, esto se da sobre todo en casos de plantas ornamentales, en dónde cada cierto tiempo hay que podarlas para que mantengan su forma decorativa.
  • Para cuidar la salud de las plantas, previniendo la propagación de hongos, plagas y enfermedades que puedan afectarla.
  • Ayuda a equilibrar la producción de frutas, así como también a mantener su salud durante el proceso e incluso también es útil para producir mejores frutos.

Cuál es la importancia de la poda

Se puede decir que, además de los objetivos ya mencionados, la poda es uno de los pasos fundamentales para mantener la salud de una planta, e incluso es importante para cuidar árboles frutales, ya que incluso es capaz de aumentar la productividad de estos.

Visto de esta forma, la poda es necesaria para mantener a una planta en las mejores condiciones posibles; preservando su salud y ayudándonos a obtener mejores beneficios de estas, como sucede con el caso de los árboles frutales, por ejemplo.

¿Cuál es la época de la poda?

En realidad, la época de la poda depende mucho de la especie, ya que algunas plantas requieren que se poden de forma regular durante ciertas épocas del año, mientras que otras tienen un calendario de poda un poco más estricto.

epoca de poda

En general, los meses de poda van desde finales de invierno, cuando la temperatura ya ha comenzado a ascender, y suelen durar hasta finales de verano o mediados de otoño que la temperatura comienza a descender nuevamente.

Otro factor importante que considerar es el tipo de poda, ya que, por lo general, la poda de mantenimiento se hacer durante los meses de febrero a septiembre, cuando la primavera y el verano están presentes. Otros tipos de poda dependerá de la urgencia y de las condiciones de la planta, así como las características de la especie en cuestión.

Tipos de poda

Ahora, existen cuatro tipos principales de poda, cada una de ellas cumple con una función en particular, por lo que deberás realizar cada una según las necesidades que tenga tu planta. Los tipos de poda son:

  • Poda de formación: Consiste en darle una forma deseada a las plantas y árboles cuando estos son jóvenes, es muy común para las plantas ornamentales.
  • Poda de mantenimiento: Esta poda se realiza durante toda la vida de la planta, y por lo general se hace de forma regular cada ciertos meses; consiste principalmente en cortar las partes dañadas del árbol o ayudarlo a mantener su forma ornamental.
  • Poda de copa: Es similar a la poda de formación ya que su objetivo es el de dar forma, sin embargo, este tipo en particular consiste en podar la rama principal para fomentar la ramificación del árbol. Se realiza al primer año de crecimiento del árbol.
  • Poda de rejuvenecimiento: Es un tipo de poda que se usa en árboles que están envejeciendo, y su propósito es el fomentar a que crezcan nuevas ramas, hojas y frutos, por lo que es como fomentar el rejuvenecimiento del árbol.

Tipos de poda

En el caso de los árboles frutales existe también un tipo particular de poda que es la poda de producción; esta se efectúa para controlar la capacidad de producción de fruta del árbol y por lo general lo que se busca con este tipo es que el árbol tenga ciclos óptimos y sanos de producción y que produzca fruta de mayor calidad.

Poda estructural

Existe otro tipo de poda que, de cierta forma, es similar a la poda de formación, pero que está un poco más enfocado a darle forma a la copa del árbol, se trata de la poda estructural y esta tiene cuatro aspectos importantes a considerar.

Adelgazamiento de copa

El adelgazamiento de copa básicamente consiste en reducir el diámetro de la copa, esta se hace para que la copa del árbol no se expanda mucho. Necesaria cuando deseas plantar árboles o plantas grandes en jardines o espacios pequeños. Hay algunas especies de árboles que no requieren esta poda.

Elevación de copa

La elevación de copa consiste, como su nombre lo dice, en elevar la copa del árbol lo más posible, para que esta no incomode a sus alrededores. Suele hacerse en árboles plantados en zonas urbanas y muy transitadas. Para conseguirlo, de forma progresiva se van eliminando las ramas más bajas de los árboles, hasta que la copa crece en la parte alta del árbol.

Reducción de copa

La reducción de copa consiste en disminuir el volumen de la copa, generalmente se hace eliminando algunas ramas para que el árbol no tenga una copa muy frondosa. De esta forma también se busca darle forma a la copa del árbol, sobre todo cuando es ornamental.

Limpieza de copa

La limpieza de copa consiste básicamente en cortar las áreas dañadas del árbol, esto incluye hojas y ramas que estén rotas, infectadas con algún hongo o que estén moribundas o ya muertas. Este tipo de poda estructural suele hacerse luego del invierno, cuando hay más probabilidades de que haya ramas muertas.

Tipos de cortes y cómo se deben realizar

Existen dos tipos de cortes para podar, estos son los básicos, y de ellos se origina cualquier tipo de corte. Estos cortes son:

  • Despunte: Consiste en eliminar el exceso de una rama, ya sea principal o secundaria. Se caracteriza porque el corte no se hace completo y la rama puede volver a crecer.
  • Desbrote: Este tipo en particular se utiliza para eliminar desde el origen a la rama, ya sea secundaria o principal. A diferencia del despunte, con el desbrote, estas no vuelven a crecer más.

Sea cual sea el tipo de corte, estos tienen que realizarse de forma limpia, por lo que es importante que las herramientas estén lo suficientemente afiladas para no producir daños severos al árbol. Otro punto que tomar en cuenta es que los cortes no se hacen rectos, sino que deben tener una ligera inclinación, ya sea para arriba o para abajo. La dirección de la inclinación la dará la rama.

tipos de cortes

Podar de frutales cítricos

Podar los frutales cítricos no es una tarea complicada, sin embargo, debes tener cuidado al hacerlo, ya que podrías afectar a la producción de frutos del árbol. Lo primero que debes tomar en cuenta es que lo recomendable es realizar una poda anual, de esta forma no tienes que hacer podas intensas y podrás mantener la salud de tus frutales cítricos en buenas condiciones.

Otro punto por considerar es que la poda se puede realizar durante cualquier momento del año, siempre y cuando no descuides la temperatura, ya que cuando esta desciende mucho, podar los frutales cítricos no es una buena idea en lo absoluto.

En cuanto a la poda de formación, esta se realiza durante los primeros tres años de vida del árbol. Existen tres sistemas principales de formación que se utilizan durante esta poda:

  • Sistema dicotómico: Muy fácil de aplicar y consiste en podar los árboles para que no sean muy altos, su copa se forma utilizando guías dicotómicas, es decir, dos ramas principales que a su vez se van dividiendo cada una en dos ramas y estas a su vez en otras dos ramas. Son mucho más sencillos de podar.
  • Sistema de formación libre: La única operación de poda intensa que se realiza es la de formar la cruz a la altura que más nos convenga. Luego de eso, se deja crecer de forma libre al árbol, haciendo podas de mantenimiento y limpieza de forma regular para la preservar la salud del árbol.
  • Sistema de formación de tres ramas: Básicamente consiste en escoger tres ramas que formen una especie de triangulo y con al menos una separación de al menos 100°. Estas tres ramas serán la base del árbol y de ellas crecerán las demás ramas. Deberás hacer podas de mantenimiento y limpieza de forma regular.

Puedes escoger cualquiera de los tres tipos de poda de formación que desees, todos tienen sus ventajas y desventajas, lo importante es que realices esta poda durante los primeros años para que tu árbol crezca lo más sano posible.

Cómo podar correctamente un árbol

El cómo podar un árbol dependerá de la especie y del tipo de árbol, sin embargo, aquí te dejo algunos consejos para podar un árbol exitosamente:

  • Lo primero que debes hacer es conocer la especie de árbol que deseas podar, ya que cada especie puede variar considerablemente. Por ello te recomiendo que te documentes bien sobre la especie antes de hacerlo.
  • Siempre afila y esteriliza tus instrumentos para evitar posibles consecuencias. Existen muchos productos que venden que te ayudan a desinfectar y esterilizar los instrumentos de poda.
  • Siempre antes de podar, revisa tu planta desde diferentes ángulos y trata de detectar cuales son las áreas dañadas. Recuerda comenzar siempre con una poda de mantenimiento, ya que es la que menos tiempo te tomará y te dará una idea general de la condición de tu árbol o planta.
  • Si haces podas regulares, es decir, cada ciertos meses o de forma anual, no las hagas intensas, es mejor hacer una poda suave con regularidad que una poda intensa cada mucho tiempo.
  • Mientras más tiempo dejas sin podar, más gruesas serán las ramas, por lo que necesitarás más esfuerzo para hacerlo y habrá mayor riesgo de que algo le pase a tu árbol o planta.
  • Ya esto te lo he mencionado, pero es importante, recuerda cortar con una ligera inclinación ascendente o descendente y siempre después del nodo de la rama, nunca sobre este.
  • Durante una poda de rejuvenecimiento, lo importante es recortar las ramas más viejas par que estas vuelvan a brotar rejuvenecidas.
  • De ser posible, utiliza productos que te ayuden a sanar las heridas del árbol rápido, de esta forma evitarás infecciones peligrosas.